El origen de Layos Camp

El origen de Layos Camp Toledo es la casa de labor de una finca agrícola y ganadera. En sus instalaciones vivieron vacas, ovejas y caballos. 
En el año 87 se hizo la primera obra de conversión. Pasó a ser el campamento de Layos. Una gran obra hizo posible cambiar la actividad del campamento por otro más divertido y ¡entusiasta!.
Con el paso de los años, ha ido renovándose y ampliando su círculo de clientes.
Hoy por hoy acuden a nuestro centro además, jóvenes y adultos con ganas de aventura, diversión y naturaleza. Las instalaciones cada día mejoran en comodidades.
Este invierno, nos hemos metido en obras y estamos restaurando un tejado que necesitaba rejuvenecer. Hemos añadido una chimenea para crear ambiente y hacer más acogedora la sala de las veladas. Creo, sin temor a equivocarme, que está quedando genial y ya nos imagino en un futuro muy próximo a todos muy contentos alrededor de la chimenea.
Las obras se eternizan, y esa es la penitencia. Yo creo que en un mes podré compartir con vosotros las imágenes del resultado...
ESPERAMOS NO DEFRAUDAROS.

¿quieres mas información?

Escríbenos y averigua como nos adaptamos a sus necesidades extraescolares